11.5.15

Red interparque contra bares

Parque Chacabuco, Ciudad de Buenos Aires
La organización vecinal Red Interparques y Plazas mantiene la protesta en defensa de los espacios verdes. Ahora los vecinos señalan una publicación aparecida el 4 de mayo de 2015 en el Boletín Oficial de la Ciudad de Buenos Aires, mediante la cual se llama a  licitación para explotar el Parque Chacabuco.
"El primer destino pensado fue Parque Chacabuco, que ve amenazados por el cemento y la privatización 260 m2 de su ya escaso espacio verde. Cabe recordar que este parque ya tiene un bar y baños debajo de la Autopista 25 de Mayo, y la Asamblea de Vecinxs ha hecho un relevamiento contando 30 negocios de comida y bebida alrededor del parque", dice la ONG aludiendo a la llamada ley de Bares en las plazas que impulsó el PRO y que se sancionó con muchas modificaciones con respecto a su proyecto original. Entre ellas, se aplicaría solamente para grandes espacios y no plazas pequeñas.


Para la Red Interparques "la decisión del Ministerio de Ambiente y Espacio público de instalar bares en los parques equivale a la automática expulsión de vecinos, ya que a través de estas privatizaciones genera espacios exclusivos dentro de un lugar público, que sólo van a poder ser utilizados por personas que cuenten con los recursos monetarios para hacerlo. Esto genera una división social muy marcada entre quien tiene para consumir y quien NO. Por el contrario, los espacios públicos y verdes deben ser pra todos los vecinos, en su disfrute y en su organización".

Recuerdan además que el Parque Chacabuco, en sus inicios en el año 1903, "abarcaba 20 ha de espacio verde. Actualmente posee alrededor de 8 ha de espacio verde, ya que se fueron instalando dentro del parque: una autopista, cinco escuelas, un polideportivo, un centro cultural, una “estación saludable”, un anfiteatro, un estacionamiento privado, un centro de vialidad, una entrada a la estación de subterráneo, calles internas y accesos vehiculares".
Sobre la ley exponen que "en primer lugar, exige que en los bares y sus inmediaciones se coloquen cámaras, haciendo énfasis en que cuenten con monitoreo a distancia. Rechazamos el aumento del control social en todas sus formas y seguiremos exigiendo que la Policia Metropolitana deje nuestros espacios verdes, en donde ha llegado a instalar destacamentos, como es el caso del Parque Centenario"

..