23.11.12

Macri lleva hoy la ley del subte que pide superpoderes


Empezará el debate por el traspaso del control de los subtes en la Legislatura porteña, una vez que Mauricio Macri desembarque el proyecto de ley con el que busca concretar el traspaso.La duda es si será el instrumento legal valedero para ese trámite, ya que se trata de una ley que reafirmará la decisión unilateral de recuperar lo que ya es de la Ciudad de Buenos Aires, sin acuerdo con el gobierno nacional que es firmante del contrato de concesión de los subterráneos . El PRO cree que, si tuviera fallas el proyecto, de todos  modos el kirchnerismo lo aprobaría con tal de quitarle el peso al gobierno nacional de seguir desembolsando fondos para el transporte porteño.




por Patricia García
para Ambito Financiero


Todo está listo para que Mauricio Macri eleve hoy a la Legislatura porteña el proyecto de ley mediante el cual la Ciudad de Buenos Aires retomará el control del servicio de las líneas de subterráneos y el premetro porteños. Ése será el eje de la ley que, al menos que surja algún inconveniente de último momento, terminó de analizar ayer la oficina Legal y Técnica del Gobierno porteño.

Es decir, no habrá un artículo que exprese que la Ciudad de Buenos Aires adhiere al acta acuerdo que Macri firmó en enero pasado y luego desistió, ni tampoco dirá que se adhiere a la ley nacional que votó el Congreso imponiendo el traspaso de los subtes y de 33 líneas de colectivos al distrito.

Los estudios legales que realizó el macrismo le aseguran que el instrumento será válido, porque la Ciudad de esa manera lo que hace es «recuperar» lo que le pertenece. Se refieren a las formaciones, los túneles y todo lo referente al servicio, pero el mismo se concesionó en los 90 a una empresa privada, cuando la Ciudad aún no era autónoma. 

«No hay transferencia, sino que la Ciudad se hace cargo de lo que ya le pertenece», explicaron los funcionarios porteños a este diario.

La norma contemplará varias posibilidades en ese sentido, desde volver a llamar a licitación, rescindir el contrato y que gerencie el Estado porteño y también el financiamiento para solventar el subsidio de cerca de $ 360 millones anuales y otros gastos que calcula para el mantenimiento. Estiman que serían $ 1.050 millones anuales que podrían sostenerse con un adicional a las naftas, suba de peajes y quizá de impuesto a las patentes.

Superpoderes

Para eso Macri quiere que se declare la emergencia en el servicio y contar con facultades especiales (superpoderes) que le permitan disponer más libremente de las partidas y saltear algunos trámites abreviando licitaciones, llegado el caso.

El macrismo descarta que el interbloque Frente para la Victoria acompañará toda la letra del proyecto de ley, en función de los reclamos que viene haciendo el Gobierno nacional para que la Ciudad tome a su cargo la concesión y liberarse de los gastos que le genera el transporte porteño.

Macri se hará cargo de los subterráneos a partir de enero próximo y el proyecto de ley ingresará en un abultado paquete de normas que se acumularán para votar antes de la Navidad en una sesión especial (de ser necesario extraordinaria) a la que convocará el titular de la Legislatura, Cristian Ritondo.

La redacción del proyecto de ley estuvo a cargo del jefe de gabinete PRO, Horacio Rodríguez Larreta, y el legislador porteño Martín Ocampo, quien es titular de la Comisión de Justicia de la Legislatura porteña, junto con un equipo de abogados de la administración PRO y asesores especiales para la ocasión.

La norma tiene cerca de 80 artículos y anoche aún faltaba la definición de algunos temas, que está previsto resolver hoy a la mañana para llegar con el proyecto al mediodía.

Luego de sancionada la norma, Macri deberá reglamentarla para poder aplicarla

..